Antioquia está alerta por riesgos de lluvias, deslizamientos e incendios forestales

Varias regiones del departamento cuentan con alerta naranja por posibles deslizamientos y crecientes súbitas a raíz de las fuertes lluvias de los últimos días

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) continúa con las alertas en materia de inundaciones, crecientes y deslizamientos de tierra para el departamento de Antioquia.

La entidad decretó para este lunes que la probabilidad de crecientes súbitas en los ríos de montaña del departamento de Antioquia se considera en alerta naranja. El estado se mantiene dadas las lluvias que se han venido presentado durante los últimos días sobre sectores Antioquía han generado incrementos súbitos importantes en los niveles de los ríos del departamento.

El Ideam recomienda a la población ribereña en general mantener atento seguimiento al comportamiento de los niveles destacándose quebradas como La Loca, La Liboriana y los ríos Taraza, Nechí, Porce, Cimitarra, San Bartolomé, San Juan.

Asimismo, las alertas naranja se reportan para posibles deslizamientos de tierra en Cañasgordas, Concepción, Ebéjico, Giraldo, Medellín, San Jerónimo y Santa Fe de Antioquia.

Mientras que la alerta amarilla persiste en este mismo tema en Abejorral, Alejandría, Amagá, Amalfi, Andes, Angelópolis, Anorí, Argelia, Armenia, Barbosa, Bello, Briceño, Buriticá, Cáceres, Caldas, Campamento, Caracolí, Caramanta, Ciudad Bolívar, Concordia, Dabeiba, Fredonia, Frontino, Guatapé, Heliconia, Ituango, Jericó, La Ceja, La Pintada, La Unión, Maceo, Montebello, Nariño, Puerto Berrío, Puerto Nare, Puerto Triunfo, Remedios, Salgar, San Carlos, San Francisco, San Luis, San Rafael, San Vicente, Santa Bárbara, Santo Domingo, Segovia, Sonsón, Sopetrán, Tarazá, Tarso, Toledo, Uramita, Urrao, Valdivia, Vegachí, Venecia, Yalí, Yarumal y Yolombó.

El pronóstico para este lunes es de cielo entre parcial y mayormente cubierto; probables lluvias a diferentes horas del día en gran parte de la región. Medellín registró el fin de semana lluvias superiores a los 94 mm en volumen, uno de los promedios más altos en la región.